fondo
logo
¿Cuándo acudir a un psicólogo?


¿Cuándo hay que considerar si un niño o adolescente necesita recibir ayuda?


¿Qué es un tratamiento psicológico?


¿Cuál es la diferencia entre un psicólogo y un psiquiatra?
¿Cuándo acudir a un psicólogo?

Se necesita la ayuda de un psicólogo cuando las diferentes formas por los que hemos tratado de solucionar un problema no han dado resultado y esta situación nos genera malestar.
Algunas de las experiencias que puede interferir en el bienestar de una persona y que suelen ser motivo de consulta son:
¿Cuándo hay que considerar si un niño o adolescente necesita recibir ayuda?

Con los niños ocurre que muchas veces ellos no saben expresar que necesitan ayuda, y son los padres, profesores y/o cuidadores quienes detectan que algo no va bien.

En los niños resultan indicadores de dificultades, abordables por una terapia, diversos síntomas y aspectos:
¿Qué es un tratamiento psicológico?

Un tratamiento psicológico es una intervención profesional basada en técnicas psicológicas en un contexto clínico (centro de Salud Mental, Hospital, consulta privada, Asociaciones de personas afectadas, etc.) En ella, un especialista, habitualmente un psicólogo, enseña las habilidades adecuadas para hacer frente a los diversos problemas de la vida cotidiana (ayudar a una persona a superar la depresión, reducir las obsesiones, trabajar con una familia con conflicto en los miembros, enseñar a un adolescente a relacionarse con otros compañeros de modo más asertivo).

Para resolver el problema de conducta o cognitivo científicamente se empieza por tratar de comprender por qué se está produciendo, de qué factores depende y por qué motivos las personas no han podido resolverlo sin ayuda profesional.

Una vez se tenga claro el objetivo se comienza con la intervención mediante el empleo de técnicas psicológicas específicas. El uso de fármacos no es parte del tratamiento psicológico aunque pueden combinarse en las ocasiones que sea necesario (el tratamiento farmacológico ha de ser elegido y supervisado por un profesional de la medicina).

En resumen, los tratamientos psicológicos son aplicados por psicólogos que han cursado la rama de la psicología clínica y de la salud, que son los especialistas en los problemas del comportamiento humano. Estos utilizan técnicas especializadas de evaluación (una entrevista, una historia clínica, test cuestionarios, etc.) y de tratamiento, cuya eficacia ha sido contrastada en diversas investigaciones científicas.

El tratamiento psicológico puede llevarse a cabo con una persona, parejas, familias y grupos. Es posible combinar, según los casos y necesidades, el formato de tratamiento. Las sesiones suelen ser de 45 minutos y con una frecuencia de una visita semanal. El número de sesiones depende del tipo o número de problemas y de la gravedad de estos.

¿Cuál es la diferencia entre un psicólogo y un psiquiatra?

El psiquiatra esta licenciado en medicina y, por tanto, trabaja sobre los aspectos orgánicos del trastorno, si los hay, indicando la medicación adecuada.

El psicólogo está licenciado en Psicología y se centra en aspectos psicológicos (cómo influyen en el problema las relaciones y situaciones sociales, familiares, las emociones propias y de los demás, la opinión y visión personal que ser tiene sobre los problemas, …) para resolver las dificultades que se les presente.

Se debe tener en cuenta que el psicólogo no se olvida de los aspectos orgánicos y que el psiquiatra no deja a un lado los aspectos psicológicos. Incluso, cuando la situación lo requiere, se recomienda una combinación de ambos tratamientos.
flecha
Volver a preguntas
c/Ángel Guerra, nº15, piso 3º. 35003 Las Palmas de Gran Canaria. España  |  Web diseñada por gOmah estudio